La razón por la

que animamos a los

niños a aprender idiomas

Es un hecho generalmente
reconocido que entre más jóvenes aprendamos
idiomas, mejor. Pero ¿por qué?

Habilidad física

En primer lugar, los niños pequeños simplemente escuchan mejor. Los bebés nacen con la capacidad de reconocer cualquier sonido en cualquier idioma. Esta capacidad disminuye considerablemente después de que cumplen un año, y se estima que se pierde por completo a los siete años. Después de esto, la probabilidad de volverse nativo en un idioma disminuye significativamente.

Sin embargo, incluso antes de la edad de 7 años, la capacidad de los niños para analizar y reproducir sonidos y estructuras gramaticales disminuye. Mientras que un niño de 2 años de edad puede imitar sonidos desconocidos casi instantáneamente, a un niño de 4 años de edad le costará un poco más y necesitará más tiempo y exposición para poder hacerlo.

Curiosidad

versus

vergüenza

Es más, como cualquier persona que tenga un hijo pequeño sabrá, la curiosidad y la sed de conocimiento de los niños muy pequeños es intensa. Mientras que un niño de 5 años de edad puede rechazar una lengua ‘extranjera’, un niño de 2 años de edad estará bastante dispuesto a aprenderlo todo. Los niños más pequeños también son menos temerosos de cometer errores.

¿Y cómo aprenden idiomas los niños?

Las claves de

los idiomas

BALL

TEDDY

Los niños pequeños aprenden a entender idiomas mirando y señalando. Se les muestra algo en su entorno que pueden entender mientras escuchan la palabra que lo describe, como ‘peluche’ o ‘hambre’.

Al hacer esto, obviamente están acumulando vocabulario. Pero lo más importante es que están desarrollando claves que los ayudarán a descifrar los flujos de sonidos que oyen. Son capaces de detectar el comienzo y el final de estas palabras y toman notan de su posición entre las otras palabras, por ejemplo, si ‘comer’ es a menudo seguida de ‘tomate’, y cómo ciertos patrones se repiten.

Las primeras palabras que los niños utilizan de esta forma son, por lo tanto, los puntos de anclaje sobre los cuales se construyen todos los demás conocimientos del idioma. Nos referimos a estas palabras como palabras ‘clave’. Una vez que hayan adquirido estas ‘claves’, el sistema gramatical podrá ser progresivamente entendido a través de conjeturas y repetición.

Las primeras palabras que los niños utilizan de esta forma son, por lo tanto, los puntos de anclaje sobre los cuales se construyen todos los demás conocimientos del idioma. Nos referimos a estas palabras como palabras ‘clave’. Una vez que hayan adquirido estas ‘claves’, el sistema gramatical podrá ser progresivamente entendido a través de conjeturas y repetición.

Si tu hijo todavía está aprendiendo las palabras clave en su idioma principal (generalmente los menores de 3 años), usa Little Chatterbox en modo bilingüe. Esto le permitirá aprender su segundo idioma al mismo tiempo que su idioma principal.

Funciones de la aplicación Little Chatterbox

q2

Little Chatterbox les proporciona a niños pequeños las primeras palabras clave que les ayudarán en todas las exposiciones futuras al idioma y acelerarán su aprendizaje. La repetición está integrada en los juegos para ayudar a los niños a aprender estas palabras más rápido.

La aplicación Little Chatterbox también cuenta con una configuración bilingüe única para niños pequeños que les permitirá aprender su segundo idioma al mismo tiempo que su idioma principal.

Más información sobre niños e idiomas

Aquí proporcionamos unos artículos / enlaces de interés para cualquier persona interesada en aprender más sobre los niños y la enseñanza de idiomas.

  • Un Ted Talk sobre el genio lingüístico de los bebés
    Ted talk
  • Y otro artículo que habla sobre la habilidad que tienen los bebés de distinguir idiomas desde antes de nacer
    Science News